Paula, Isabel Allende, Reseña. - Mariana lee

sábado, 1 de abril de 2017

Paula, Isabel Allende, Reseña.

 

Ay, Isabelita.

Escucha, Paula, voy a contarte una historia, para que cuando despiertes no estés tan perdida.

La verdad es que la vida de Isabel ha estado marcada por sucesos muy duros, y eso que no la conocemos del todo, sin duda lo sucedido con su hija Paula es uno de los hechos más fuertes que rodean la vida de la escritora chilena, que sin duda a través de su literatura, ha dejado al desnudo muchos sucesos de su vida personal.

Lo cierto es que Paula es uno de los libros más destrozadores que he leído en toda mi vida, más que todo porque es una carta de una madre a su hija moribunda, que lucha por sobrevivir,  pues dicen que las personas en coma sienten todo lo que sucede a su alrededor, y yo espero que Paula haya sentido todo lo que se narra en éste libro, porque es verdaderamente precioso, y el dolor y el cariño son casi palpables  a través de las páginas del libro,que  me llevó hasta mis límites más de una vez, a llorar desesperadamente y sin poder parar por inclusive días.

Soy  extremadamente sensible, logro meterme en la piel de los personajes, y sobretodo de los escritores a la hora de leer, y mientras leía Paula me imaginaba una cantidad de situaciones horrorosas en conjunto con el dolor que Allende transmite, dando como resultado un mar de lágrimas,  lo que me lleva a admitir que me tuve que tomar mi tiempo con Paula, no sé exactamente cuánto tiempo tardé en leerlo, pero sí se que fue más del que normalmente me tardo, el llorar se me hacía prácticamente inevitable y cuando estuve con él estaba recién comenzando las clases, por lo que no podía leer en el colegio (el drama), así que sólo me quedaba la noche para terminarlo y lo cierto es que estuve un buen tiempo llorando por las noches y amaneciendo hinchada, pero vale la pena.


Paula es de mis libros favoritos, fue publicado en el año 1994, tres años después de que la hija de Isabel cayera en coma y estuviera un buen tiempo internada en un hospital de Madrid, donde la autora comenzó a contarle a su hija una infinidad de historias personales, le habla de sus padres, de su infancia, de sus amoríos, de sus dudas, sus vivencias y anécdotas que se pasean por su vida familiar y personal, es en resumen, un desahogo  ante la tragedia, y para el lector el recorrido de una madre desesperada al principio, y resignada al final, donde vemos cómo poco a poco Isabel acepta que su hija ya no está en ese cuerpo dormido que habita en aquella habitación de hospital, que fue testigo fiel de su amor hacia su hija y de sus innumerables historias que mantuvieron a Isabel conectada con Paula.

Tampoco es que quiera dar muchos detalles acerca de la historia, con saber lo poco que escribí es más que suficiente, porque me parece que es necesario entrar en una historia como ésta sin saber más de lo necesario, la cantidad de historias mágicas que hay dentro de éste libro son increíbles, y me parece que lo mejor para hacerse con Paula es no saber demasiado, para llenarnos de sorpresa y lágrimas, a través de sus páginas se evidencia la fuerte personalidad de Isabel y vemos cómo ha sido forjada, sin duda ella parte del terrible suceso de su hija para sacar de sí la historia de su familia, de sus amores, de sus viajes, de todo lo que tiene por contar, para dejarle a su hija todas sus memorias, que sin duda se llevó consigo, entegando todo lo que tenia para que ella se lo llevara al cielo, y luego convirtió todo lo que escribio en una obra preciosa, que llevó a su hija a ser inmortal (pues los buenos libros nunca mueren).

Qué decir de la prosa de Allende que ya no diga ella sola, sublime, mágica, hermosa, única, emotiva, y puedo seguir y seguir y seguir calificándola, es simplemente una belleza y más en un libro como éste, en el que le desnuda su alma a su hija y le entrega todo lo que sabe y todo lo que conoce, sin duda ésta mujer nació para escribir.
En definitiva, una historia ruda que se ha convertido en una de mis favoritas, que sin duda alguna ha marcado un precedente en mi y que recomiendo leer a todo mundo, en sí Isabelita es una escritora increíble y qué mejor que un relato tan duro para comenzar con sus libros (que son bastantes) así que los invito a leer Paula y a sufrir, pero gozar, como todos los buenos libros.

1 comentario:

  1. ¡Hola!
    Paula también me fascinó y me hizo llorar, es desgarrador leer lo que escribe Isabel, no pude evitar sentir que estaba en esa situación y cuando llegué al final no pude más y me puse a llorar. El libro me pareció precioso y me dejó con ganas de seguir leyéndola.
    Besos.

    ResponderEliminar